Crónicas Marcianas: El día que Mike Muir me contestó un email.



Una anécdota rockera...

1990. Mi cuate Jesús Arregui de la primaria había llevado su discman a la escuela, una novedad como si un chavito de 5to de primaria llevara hoy el iPhone más reciente, supongo.
El caso es que entre los discos que llevaba estaban dos de Suicidal Tendencies que su hermano mayor le prestó y la verdad es que desde ese momento quise saber más de la banda...

1992. Sale el disco "Art of Rebellion" y en un viaje que hice con mi mamá a Brownsville, me lo compró. No paraba de escucharlo. Nobody Hears, Can't Stop y Monopoly on Sorrow me atraparon.
De hecho con esa de Monopoly me acuerdo de mi amigo Elrich Mendoza que dábamos vueltas en su auto (un Ford Topaz color vino) a todo volumen!

1995. Robert Trujillo deja la banda. Por esos años el internet estaba en pañales, pero fue una manera de acercarse a los artistas. En ese entonces casi todos contestaban los correos (supongo que no les llegaban por miles a diario como ahora) y no tenían community managers. Y le mandé un correo a Mike Muir diciéndole que no me gustaba la idea de escuchar a S.T. sin Trujillo.
Su respuesta vino al siguiente día diciendo que Robert puede meterse el bajo por donde mejor le plazca y que Suicidal continuará y que si soy fan de la banda, compraré su siguiente disco, si no, es algo que le tiene sin cuidado pues no piensa complacer a nadie manteniendo a un tipo que ya no merece estar en la banda.
"Trujillo no es nada sin Suicidal Tendencies y si él decidió irse, pues la puerta está muy grande. Lo que haga o deje de hacer ya no es algo que me importe. Aquí se le abrieron las puertas y él es alguien gracias a mí y a ST.  Aquí fue donde pudo salir del hoyo y de todo corazón lo invité a seguir juntos en Infectious Grooves, pero si ya se tiene que ir, Bye! A nadie se le ruega".

Pobre Mike, quedó destrozado con la partida de Robert! jajaja...

Previous
Next Post »